¿Quiénes Somos?

Somos una institución sin fines de lucro, fruto de la iniciativa de un grupo de prestigiosos cardiólogos, que unieron sus esfuerzos para ofrecer una asistencia médica dentro del área cardiovascular a partir del año 1964.

El Instituto Dominicano de Cardiología (IDC) es un hospital escuela de complejidad III, especializado en cardiología y dependiente de la Fundación Dominicana de Cardiología.

Ubicado en el sector Los Ríos en Santo Domingo, cerca del Jardín Botánico y próximo al Instituto Nacional de la Diabetes, Endocrinología y Nutrición (INDEN). Está dedicado a prestar servicios médicos, con el más alto nivel científico y tecnológico, a todos los pacientes que lo requieran. Además, es pionero en la docencia y la investigación en cardiología en nuestro país.

Contamos con la primera y más exigente Escuela de Cardiología del país, en cuyas aulas se han formado prácticamente entre el 38 a 40% de los cardiólogos dominicanos, y con la primera Escuela de Ecocardiografia (subespecialidad), con más de 20 egresados.

En el campo de la Investigación en Cardiología es referencia obligada del país, no solo por sus grandes investigaciones clínicas y farmacológicas, sino también por sus investigaciones epidemiológicas, llegando a establecer los estándares en marcadores de riesgo para eventos coronarios, así como estándares o parámetros en población sana con el uso del ultrasonido (ecocardiografía).

Ofrece los servicios de cirugía cardiovascular en adultos y niños, con una mortalidad de 5.7%, cifra comparable a las estadísticas mostradas por centros cardiovasculares del primer mundo; situación que nos enorgullece y que es el resultado del trabajo en equipo multidisciplinario. Igual situación podemos exhibir en relación a la mortalidad del servicio de cuidados intensivos clínicos con un 9% anual.

Misión

Proporcionar servicios de salud a la población que requiera atención ambulatoria o internamiento de manera humanizada de forma integral, oportuna, continua, con calidad, apoyado en normas, sin discriminaciones de carácter étnico, económico, cultural o de procedencia.

Visión

Ser la institución líder en los servicios cardiovasculares, la formación médica continua y la investigación científica, para optimizar la salud de nuestros pacientes.

Valores

• Vocación de Servicio • Excelencia • Integridad • Relaciones Humanas • Trabajo en Equipo • Ética • Responsabilidad • Credibilidad

Dra. Mayra Melo González

Directora Médico de la Asociación Instituto

Dominicano de Cardiología (AIDC).

Dr. Pedro V. Corniel  Martínez

Subdirector Médico de la Asociación Instituto

Dominicano de Cardiología (AIDC).

El nombre de Héctor Mateo Martínez está íntimamente ligado a la cardiología dominicana. Nace en Cotuí en el 1921. Luego de realizar su bachillerato ingresa en el 1941 a la Universidad de Santo Domingo a estudiar la carrera de Medicina.

Durante sus estudios recibe clases del doctor Nicolás Pichardo, junto a quien aprendió a auscultar al paciente y a detectar las principales cardiopatías que se presentaban en aquella época.

Finalizados sus estudios universitarios, realiza su pasantía de Ley en El Cercado y Elías Piña. En 1948 ingresa al Hospital Juan Pablo Pina, de San Cristóbal, donde en esos años el doctor Francisco Hernández realiza las primeras cirugías del corazón.

El doctor Mateo tuvo la influencia de cardiólogos como Manuel Tejada y José Fernández, quienes habían regresado de México y ejercían la especialidad en el  Hospital Salvador B. Gautier.

Para entonces, laboraba en el Hospital Juan Pablo Pina el doctor Agha Emam Zade, cardiólogo de origen persa, quien ejerció una marcada influencia en el doctor Mateo y otros médicos de la época. En 1951 se traslada a la Universidad de Minnesotta, en los Estados Unidos, para realizar su postgrado en Cardiología. De vuelta al país, se integra al hospital de San Cristóbal, del que llega a ser jefe del Servicio de Cardiología.

En esa época participa de las primeras cirugías de simpatectomía dorsolumbar bilateral para controlar la hipertensión arterial, que realizaba el doctor Hernández Álvarez, encargándose del pre y posoperatorio. También participa en cirugías de pacientes con estenosis de la válvula mitral por causa de la fiebre reumática. En 1962, el doctor Mateo es nombrado jefe del Servicio de Cardiología del Hospital Infantil Dr. Robert Reid Cabral, y en ese mismo año forma parte del grupo de médicos que fundan la Sociedad Dominicana de Cardiología.

Dos años después, en 1964, dicta charlas sobre la necesidad de la creación del Instituto Dominicano de Cardiología, junto a los doctores Guarocuya Batista del Villar y Ángel Chan Aquino. Se inician las actividades de la Sociedad de Cardiología y del Instituto en el Hospital Dr. Francisco Moscoso Puello, hasta trasladarse a su local en el 1985.

También es iniciativa del doctor Mateo el andar de la Fundación Dominicana de Cardiología, desde donde se trazan las necesidades de la cardiología dominicana y se evalúan las carencias de los pacientes de nuestro país.

En 1965 es elegido presidente de la Sociedad Dominicana de Cardiología. Tuvo una gran participación en el primer Congreso Dominicano de Cardiología celebrado en el 1967, y que contó con la presencia de importantes figuras de la cardiología mundial. En 1968 es elegido “fellow” del Colegio Americano de Cardiología.

El doctor Mateo fue fundador de la Revista Archivos Dominicanos de Cardiología junto al doctor Guarocuya Batista, y ya había publicado varios trabajos sobre la importancia de la fiebre reumática en nuestro país. Otros temas de gran importancia tratados por él Mateo han sido la epidemiologia de las enfermedades cardiovasculares y las malformaciones congénitas del corazón.

Su labor sobresaliente en la Fundación Dominicana de Cardiología y en el Instituto Dominicano de Cardiología fue reconocida con la Orden de Juan Pablo Duarte en el grado de Caballero, su investidura como Profesor Emérito de la UNPHU y la Medalla de Honor de la Cardiología Panamericana. El Senado de la República Dominicana le honró declarándolo Médico Distinguido.

Dedicación a las obras filantrópicas se extiende a los Clubes de Leones, a los Bomberos, a la Fundación Progressio.

A sus 93 años aun estaba activo, ofreciendo su ayuda y su experiencia a favor de las mejores causas de nuestro país.

Nuestra Institución Cuenta con Modernas Instalaciones

  • Laboratorio de Cateterismo Cardíaco.
  • Auditorio Amadeo Barletta, confortable y adecuado para conferencias y actividades de formación de nuestro equipo multidisciplinario.
  • Departamento de Ecocardiografía,
  • Laboratorio de Arritmia y Marcapaso
  • El quirófano, con los más alto estándares de calidad y tecnología.

Calle Payabo, Esq. Limón, Los Ríos, D.N.

Llámenos ahora al

Llámenos ahora al

809-566-2219

Envíenos un email a

Envíenos un email a

[email protected]